¿Por qué nos enamoramos de una casa?

Enamorarnos de una Casa

Datos de encuestas nacionales indican que quedar locamente enamorado de una casa es bastante común - el 69% de los encuestados informaron haber sentido el “flechazo” por una propiedad. Los “compradores enamorados”, tal como se define en la encuesta, se sienten atraídos por la misma vivienda una y otra vez. La encuesta se realizó entre 1,082 personas desde el 9 de Enero hasta el 20 de Enero que declararon haberse enamorado de una casa.

Muchas personas se acercan a la compra de inmuebles del mismo modo que se aproximan a las citas, buscando la compatibilidad total, pero los factores intangibles son lo que realmente convierte a una casa de algo interesante al verdadero amor, dicen los agentes encuestados.

"Hay que asegurarse de conocer lo que realmente está ahí fuera. Usted será quien evalúe las características positivas y negativas, y quizás pueda enamorarse", dice la Sra. Treviño.

También al igual que las citas, los hombres y las mujeres se enamoran de las casas de formas muy diferentes.

Algunos hallazgos clave de la encuesta:

Las mujeres son más propensas a enamorarse de casas que se encuentran fuera de su rango de precios: 41 % de las mujeres dijeron que su enamoramiento se encontraba fuera de su rango de precios, en comparación con el 30 % entre los hombres.

Los hombres tienden a pasar de un enamoramiento a otro: el 36% de los hombres dijo que encuentra un nuevo amor inmobiliario cada semana, en comparación con el 29 % de las mujeres.

Los espacios comunes abiertos son el atributo más atractivo tanto para hombres como para mujeres: el 54% de las mujeres y el 46 % de los hombres dijo que los espacios comunes al aire libre como jardines, terrazas y patios hacen que se enamoren de los bienes raíces. Además, el 42 % de las mujeres siente interés por los planos con piso abierto, y el 40 % de los hombres destacaron el garaje.

Casi el 80 % de los compradores inmobiliarios se enamora por primera vez de una casa buscando en sitios de listados de casas online, como es.foreclosuredeals.com. Luego de eso, alrededor de un tercio decide ir a ver la propiedad en persona.

Hace aproximadamente 16 años, María Rodriguez, Los Angeles CA, tropezó con una propiedad de 2,600 pies cuadrados, de estilo contemporáneo, con techos de 10 pies y un plano con pisos abiertos. Ella llamó a su agente y se sintió decepcionada al saber que la casa ya se encontraba bajo contrato.

Pero la Sra. Rodriguez no podía quitarse esa casa de la cabeza. Un año más tarde, se enteró de que la vivienda se encontraba nuevamente en el mercado y la compró por aproximadamente $170,000.

La Sra. Rodriguez, quién se convirtió en agente de bienes raíces en el 2006, dice que nunca se ha sentido de esta manera con otra casa antes: "La primera noche allí, aunque suene tonto, me sentía como si estuviese enamorada."

Pero el amor puede tener un lado negativo – el corazón roto.

"Hay que ser realistas. Cuando usted está buscando un hogar fuera de su rango de precios, la última cosa que quiere es ser decepcionado. Se sentiría como enamorarse de alguien que vive al otro lado del país", dice la Sra. Treviño. Para seguir adelante, ella sugiere mantener la mente abierta y tal vez considerar varias casas al mismo tiempo, en caso de que la primera opción no funcione.

Afortunadamente, a diferencia de las relaciones, los compradores exigentes no tienen que limitarse a lo que hay en el mercado, dice. Reconstruir, redecorar o construir desde cero son otras opciones disponibles.

Was this information helpful? Then help us by sharing:

Deje una Respuesta

disclaimer